En esta guía, te explico paso a paso en qué cosiste el tratamiento del vaginismo, características específicas para su intervención, distintas técnicas y cómo ponerlas en práctica.

¿Cuáles son las Fases del tratamiento del vaginismo?

El tratamiento del vaginismo, nace de la terapia sexual, cuyo origen y base conceptual es el análisis y solución de los problemas sexuales.

La dinámica habitual de trabajo se centra en poner en práctica distintas habilidades psicoterapéuticas y estrategias psicológicas dirigidas por un lado, a obtener información de las distintas variables relacionadas con el origen y mantenimiento del vaginismo y por otro, emplear aquellas técnicas que mejor se adapten a las necesidades de la paciente o pareja.

Aspectos a tener en cuenta antes de iniciar el tratamiento del vaginismo:

  • En el tratamiento del vaginismo, o en cualquier otra disfunción sexual, la frontera entre la terapia de pareja y la terapia sexual está poco clara. Por ello, tendrás que tener muy claro, en todo momento, las variables que están influyendo en el vaginismo para poder decidir en qué orden actuar.

Eso sí, en aquellas situaciones donde los problemas de pareja dificulten el abordaje de dicho problema sexual o uno de los miembros no quiera participar en el tratamiento del vaginismo, no sería recomendable iniciar la terapia sexual en el contexto de la relación.

  • Igual que sucede con los problemas de pareja, tendrás que tener en cuenta los problemas psicológicos de la paciente o ambos miembros de la pareja que pudieran estar influyendo en el vaginismo para marcar un orden de prioridad en tu línea de actuación.
  • Nunca debes de utilizar los procedimientos o técnicas del tratamiento del vaginismo de forma rutinaria y estandarizada para todas las pacientes o parejas por igual.

Recuerda: En todo momento tendrás que personalizar y adaptar la intervención a las necesidades de tu paciente. Artículo escrito por quepiensaunpsicologo.com

  • En todo momento antes de iniciar el tratamiento del vaginismo, tendrás que solicitar a los pacientes o a la pareja, que se abstenga o abstengan de mantener relaciones sexuales.

La finalidad de esta instrucción, es la de interrumpir los patrones de comportamiento sexuales ya instaurados, porque pueden ser uno de los factores mantenedores del vaginismo.

  • Tendrás que saber la intensidad o dimensión del vaginismo presente en la paciente.

¿Cuáles son los síntomas del vaginismo?

Los síntomas del vaginismo variarán en función de las causas, intensidad y dimensión

  • La contracción de los músculos del suelo pélvico puede producirse durante todo la actividad sexual o aparecer repentinamente mientras se mantienen relaciones sexuales.
  • Ardor, picor y tensión muscular vaginal.
  • Dificultad o incapacidad total para introducir un tampón enla vagina.
  • Dificultad al someterse a una exploración ginecológica.
  • Incapacidad de experimentar un orgasmo por la sensación de incomodidad o dolor o por el miedo a un espasmo repentino.
  • Problemas de deseo sexual o excitabilidad.
  • Intensificación del dolor
  • Pensamiento anticipatorios.
  • Sesgos atencionales.
  • Rumiación.
  • Decepción.
  • Vergüenza.
  • Frustración.
  • Ansiedad.
  • Miedo
  • Baja autoestima.
  • Tensión muscular de toda la zona genital y muslos.
  • Problemas de pareja.
  • Insatisfacción sexual.
  • Déficit de habilidades sexuales.
  • Evitación de las situaciones o actividades relacionadas con el sexo.
  • Otros.

Recuerda: esto síntomas son orientativos, variaran en función de cada persona

Dicho esto, ahora ya puedes conocer las fases del tratamiento del vaginismo,

Evaluación

Objetivos:

  • Definir la naturaleza del problema sexual, delimitando el vaginismo de los problemas psicológicos, médicos y de pareja.
  • Conocer los factores predisponentes, precipitantes y mantenedores que están explicando el origen y manteniendo el vaginismo.
  • Valorar el tipo de intervención que pueda ser más efectiva para la persona, si terapia sexual, psicológica, médica o de pareja.

 

  • Evaluar si el vaginismo es:

Según la intensidad (Cabello, 2010):

  • Leve: la mujer puede mantener relaciones sexuales, a excepción de las relaciones coitales. En ciertas condiciones, puede introducirse un dedo.
  • Moderado: siente placer durante los juegos eróticos o preliminares, pero no es posible la penetración.
  • Grave: incapacidad de introducir un dedo, dildo o pene en la vagina, unido al rechazo o evitación con todo lo relacionado con el sexo.
  • Muy grave: intensa sensación de ansiedad, miedo o temor cuando prevé una posible relación sexual.

Según la dimensión:

  • Vaginismo primario: nunca ha sido capaz de mantener relaciones sexuales sin dolor.
  • Vaginismo Secundario: durante una época la mujer mantuvo relaciones sexuales con normalidad, pero por ciertas causas (física, psicológica y relacionales), ha dejado de ser así.
  • Vaginismo Situacional: una veces puede y otras veces no en función de la pareja y las posturas sexuales.
  • Vaginismo Generalizado: la mujer no puede introducirse nada en la vagina bajo ninguna circunstancia.

 

  • Analizar la personalidad de la paciente o miembros de la pareja para optimizar la intervención.
  • Evaluar el grado de motivación e implicación en la terapia sexual.
  • Recabar información sobre la historias sexual de la paciente y de la pareja.
  • Realizar un modelo o hipótesis explicativas que permitan identificar los factores que están teniendo un papel relevante en el mantenimiento del problema.
  • Conocer, si la aparición ha sido brusca o paulatina.
  • Investigar la frecuencia y periodicidad de las relaciones sexuales, tiempo dedicado en los juegos eróticos o preliminares, posturas y secuencias sexuales que son más satisfactorias o menos problemáticas para la paciente o pareja.
  • Antecedentes médicos.
  • Identificar los sesgos cognitivos o Pensamientos antes, durante y después de la relación y expectativas sobre la sexualidad ideal.
  • Examen pélvico.

Recuerda:

  • El funcionamiento sexual de cualquier persona es el resultado de la interacción de factores biológicos, psicológicos, relacionales y culturales.
  • El vaginismo como cualquier disfunción sexual es un problema multicausal.

¡Ojo!

En la evaluación debe de quedar claro si es vaginismo, Aversión al sexo o dispareunia por su similitud en ciertos síntomas.

Además deberás de saber si la mujer puede introducirse en la vagina sus dedos propios, los de su pareja, tampones o dildos  y averiguar cómo se comporta en las exploraciones ginecológicas.

Tratamiento del vaginismo

Antes de iniciar el tratamiento y ponerte a aplicar las distintas técnicas, tendrás que elaborar una lista de objetivos en base al modelo explicativo y a las necesidades de la paciente o pareja, los cuales te servirán de guía a lo largo de la intervención psicológica.

Técnica Nº1 : Anatomía y Respuesta sexual humana.

Descripción:

Se le facilitará a la paciente o a los miembros de la  pareja información adecuada sobre:

  • Órganos sexuales.
  • Etapas de la respuesta sexual humana.
  • Mecánica de la activación sexual en el hombre y en la mujer (aspectos fisiológicos y psicológicos).
  • Mitos sexuales.

Técnica Nº2: Cuestionado los pensamientos erróneos sobre la sexualidad.

Descripción:

Se le enseñará a la paciente que ante un pensamiento negativo o sesgo cognitiva, lo cuestione en base a las siguientes preguntas

¿Este pensamiento que estoy teniendo es cierto?

¿Estoy cometiendo algún error (sesgo) de pensamiento?

¿Puedo sustituir dicho pensamiento por otro?

¿Para qué me sirve pensar de esta manera?

Indicaciones:

En esta técnica se modificarán los estilos cognitivos y aquellos pensamientos perturbadores que están impidiendo a la mujer poder disfrutar de su sexualidad.

También se trabajará conjuntamente con la pareja, para cambiar aquellos pensamientos que se ha indo instaurando y les están impidiendo disfrutar de sus relaciones sexuales.

Ejemplo: Sin penetración, las relaciones sexuales no son plenas.

Previamente habrá que explicarles a la paciente o la pareja qué es una creencia, un sesgo cognitivo y cómo influyen estos en nuestra toma de decisiones.

Técnica Nº3: Explorando nuevas sensaciones

Descripción: ( pensar otras manera de ponerlo preguntar a ana)

Se le solicitará a la paciente que a lo largo del día, reserve un espacio de 30 minutos para que se dé diferentes cremas sexuales o geles en la bañera para experimentar o descubrir las nuevas sensaciones que dicha práctica le produce.

Es importante que se centre en la percepción de la suavidad, calor, frio, o de cualquier otra sensación que le produce en su cuerpo.

Indicaciones:

Esta técnica tiene como objetivo aumentar la percepción del propio cuerpo  y disfrutar de las nuevas sensaciones. Artículo escrito por quepiensaunpsicologo.com

Se tendrá que llevar a cabo tres veces a la semana durante dos semanas.

También se podrá llevar a cabo en pareja.

Técnicas Nº 4: Aquí y ahora.

Descripción:

Se entrenara a la mujer en la relajación autógena y la práctica de distintos ejercicios para mantener la atención plena en cada una de las actividades sexuales.

Indicaciones:

La mujer aprenderá a sentir y concentrase en distintas partes de su cuerpo , sin anticiparse, controlando sus pensamientos y viviendo el momento presente aquí y ahora.

Te recomiendo leer los siguiente artículos

Artículo atención plena

https://dialnet.unirioja.es/descarga/articulo/4128513.pdf

Artículo: Instrucciones Relajación Autógena

Técnica Nº 5: Entrenamiento muscular vaginal

Instituto Andaluz de sexología y psicología.

Desensibilización sistemática en vivo.

Descripción:

Paso 1: Instruir a la mujer en la práctica de los ejercicios de Kegel y en la planificación de un ritmo de autoestimulación.

Artículos: Ejercicios de Kegel. Suelo Pélvico

Paso 2: se le solicita a la mujer que a la vez que se masturba ponga en práctica el entrenamiento de los ejercicios de Kegel.

Paso 3: es el mismo que anterior pero esta vez, tendrá que aprovechar la lubricación para introducirse un dedo, mientras que lleva a cabo los ejercicios musculares de Kegel.

Paso 4: Una vez conseguido los pasos anteriores, deberá probar con dos dedos y después con un dilatador vaginal.

Paso 5: superada el paso anterior, se pasará a introducir un dedo por parte de la pareja. Es recomendable que empleen la posición no demandante de Masters y Johnsons, donde ambos están sentados, ella con la espalda apoyada en el pecho de él, en esta postura, ella le cogerá un dedo y se lo introducirá en la vagina sin que el realice ningún movimiento.

Si se supera este paso, se pasará a utilizar en la misma postura con un dilatador vaginal. Los dilatadores que se utilicen deber ir progresivamente aumentado de tamaño, hasta superar el tamaño del pene de la pareja.

Paso 6: se realizará el paso anterior pero empleando para ello otras posturas.

Paso 7: Superado los pasos anteriores se introducirá el pene de la pareja, sin movimientos pélvicos, todo controlado y dirigido por ella.

Paso 8: solo si la mujeres esta relajado, se aconsejará que la pareja se mueva, primero movimientos lentos y después más rápidos.

Técnica Nº6: Del Orgasmo mutuo al orgasmo simultaneo.

Descripción.

Paso 1: Primero se masturba uno y después el otro.

Paso 2: Ambos se masturban uno enfrente del  otro. (ambos intentar llegar al orgasmo a la vez).

Paso 3: Uno masturba al otro pero no a mismo tiempo.

Paso 4: Uno masturba al otro pero al mismo tiempo.

Paso 5: El orgasmo durante la penetración.

En este caso al mismo tiempo que se produce la penetración, la mujer estimula la zona del clítoris hasta llegar al orgasmo.

Paso 6:  Una vez superado el paso anterior, esta estimulación directa se ira modificando por otras más indirectas, hasta lograr que la zona del abdomen y la propia posición de la penetración sean suficientemente estimulantes para que la mujer llegue al orgasmo.

Indicaciones:

Es importante que entiendan que compartir la satisfacción sexual  y el disfrute sexual no significa necesariamente hacerlo en el mismo memento.

La paciente o la pareja tendrán que tener en cuenta que dada la disposición personal de cada uno, cuando se llevan a cabo las relaciones sexuales, la intensidad y el disfrute del orgasmo puede variar.

Técnica Nº 7: Hoy mando yo.

Descripción:

Desde el minuto uno, será la mujer quien tome la iniciativa .

Tendrá que indicar que es lo qué quiere y cómo lo quiere en todo momento, pesando siempre en ella misma.

Técnica Nº 8: Focalización sensorial

Descripción:

La mujer o la pareja por separado, tendrán que pensar distintas formas de disfrutar sexualmente, pero que no implique la penetración.

Indicaciones:

Esta actividad va dirigida a aquellas personas o parejas cuyas relaciones sexuales se limitan exclusivamente al coito.

Fomentar el deseo y comunicación entre la pareja.

Promover un control por parte de la mujer sobre las relaciones sexuales, cómo llevarlas a cabo para conseguir la satisfacción sexual.

Lecturas  Obligatorias:

El Viaje al ahora. Una guía para llevar la atención plena a nuestro día a día. Jorge Barraca

Manual de sexología y Terapia sexual. Francisco Cabello

Disfunciones sexuales Femeninas. María José Carrasco

Gracias por haber llegado hasta el final de esta guía práctica sobre el tratamiento de la anorgasmia femenina, sus causa, factores de riesgo, etc

Espero que te haya servido de ayuda.

Si me he dejado algo o tienes alguna duda… no dudes en escribirme.

Te animo a seguir leyendo otros artículos relacionados con la terapia sexual o otras secciones de este blog de psicología.

¡Nos vemos pronto!

BORJA CUELLAR

BORJA CUELLAR

Psicológo Sanitario

Desde que cursé el Máster Oficial de Psicología Clínica y de la Salud, he ido compaginando la intervención psicológica con el diseño y desarrollo de proyectos sociales. Mientras tanto he ido complementando mi formación con distintos cursos del Colegio Oficial de psicólogos y otras instituciones.

Decidí crear el “Blog Qué Piensa un Psicólogo ” para ayudar, dar a conocer de una forma creativa y diferente los entresijos de la ciencia que estudia el comportamiento humano (psicología), y como medio de aprendizaje continuo personal y profesional.